Estado de Salud
Agosto 1 de 2016

Población con Discapacidad-Georeferenciado

Tabs indicador

Indicador - Gráfica

Definición prevalencia de discapacidad permanente: Es el porcentaje de la población Colombiana que presentó una o más limitaciones permanentes al momento del Censo.

Definición población con registro para la localización y caracterización de personas con discapacidad (RLCPD): Es la población en condición de discapacidad con RLCPD, previamente identificada en el Censo DANE 2005.

Definición población con RLCPD según estructuras o funciones corporales que presentan alteración: Es la población con RLCPD según estructuras o funciones corporales que presentan alteración.

Análisis

¿Qué dicen estos datos?

Desde el año 2001 la Organización Mundial de la Salud utiliza la Clasificación Internacional de Funcionamiento, de la discapacidad y la salud (CIF) a partir de la cual se definen los componentes de la salud y algunos "componentes relacionados con la salud del bienestar" (tales como educación, trabajo, etc). Por lo tanto los dominios incluidos en la CIF pueden ser considerados como dominios de salud y dominios "relacionados con la salud". Estos dominios se describen desde la perspectiva corporal, individual y mediante dos listados básicos: 1) Funciones y estructuras corporales, 2) Actividades-Participación (1).

Como clasificación, la CIF agrupa sistemáticamente los distintos dominios de una persona en un determinado estado de salud (ej. lo que una persona con un trastorno o una enfermedad hace o puede hacer). El concepto de funcionamiento se puede considerar como un término global, que hace referencia a todas las Funciones Corporales, Actividades y Participación; de manera similar, discapacidad engloba las deficiencias, limitaciones en la actividad o restricciones en la participación. La CIF también enumera Factores Ambientales que interactúan con todos estos constructos. Por lo tanto, la clasificación permite a sus usuarios elaborar un perfil de gran utilidad sobre el funcionamiento, la discapacidad y la salud del individuo en varios dominios. (1) La CIF no clasifica personas, pero en armonía con la Clasificación Internacional de Enfermedades CIE, deja ver una situación compleja en la que se pueda encontrar una persona (2).

Con el propósito de identificar la población en situación de discapacidad, el Censo DANE 2005 incluyo una pregunta en el formulario básico con el enfoque conceptual de la Clasificación Internacional del Funcionamiento, de la Discapacidad y la Salud CIF, desde las limitaciones como las dificultades que un individuo puede tener para realizar actividades. Una limitación en la actividad abarca desde una desviación leve hasta una grave en términos de cantidad o calidad en la realización de la actividad, comparándola con la manera, extensión o intensidad en que se espera que la realizaría una persona sin esa condición de salud (3).

Los censos de la ronda 2000 en América Latina incluyeron preguntas relacionadas con la discapacidad, algunos con el enfoque de deficiencias severas (alteraciones en el cuerpo), como es el caso de Venezuela, México y Chile; otros con una combinación entre deficiencias severas y limitaciones, como es el caso de Ecuador y; el caso de Brasil y Colombia desde el enfoque de limitaciones, enfoque recomendado por la Organización de Naciones Unidas para su captación a través de los censos de población. Los resultados del censo en los casos anteriores fueron los siguientes: Venezuela (3,9%), México (1,8%) y Chile (2,2%), Ecuador (4,6%); Brasil (14,5%) y Colombia (6,3%). En general, el porcentaje de población con deficiencia o limitación en algunos países de América Latina varía entre el 1,8% y el 14,5% (3).

Con los resultados del Censo 2005 en Colombia se identificaron 2.765.491 personas con discapacidad, presentando una prevalencia de 6,3%. En este grupo, es mayor la prevalencia de discapacidad en hombres (6,6%) que en mujeres (6,1%), así como es mayor la prevalencia en la población adulta. El 71,2% del total de población con limitaciones, presentó una limitación, el 14,5% dos limitaciones, el 5,7% tres limitaciones y el 8,7% más de tres limitaciones. De acuerdo al tipo de limitación, el 43,2% presenta limitaciones para ver a pesar de utilizar gafas o lentes, el 29,5% presenta limitaciones para moverse o caminar, el 19% presenta otro tipo de limitación, el 17,4% tiene limitaciones para oír aún con aparatos especiales, el 14,9% presenta limitación al usar brazos o manos, el 13,2% presenta limitaciones al hablar, el 12,3% tiene limitaciones al aprender o entender, el 9,8% para relacionarse con los demás y el 9,5% para el autocuidado (4).

Por departamentos, las mayores prevalencias de discapacidad se encontraron en Cauca con 9,7%, Nariño con 9,3%, Boyacá con 8,8%, Huila con 8,7%, Quindío con 8,0%, Tolima con 7,9% y Putumayo con 8,1%.

A partir del año 2002 se inició el registro para la localización y caracterización de población en condición de discapacidad. Para el 2010, último año en que este registro estuvo a cargo del DANE, se contaba con un total de 857.132 personas con registro en todo el país, lo que equivale al 30,99% del total de la población identificada en el Censo 2005. De acuerdo con la distribución por sexo, el 47% son hombres y el 53% son mujeres. De este total de personas caracterizadas, el 73% cuenta con afiliación a salud. Por área de residencia el 73% de la población con registro vive en cabecera municipal, el 18% en zona rural y el 9% en centro poblado.

En la actualidad el Ministerio de Salud y Protección Social es la entidad encargada de llevar a cabo este registro. Según señala el Observatorio Nacional de Discapacidad de esta entidad, es importante mencionar que a 30 de junio de 2016, se encuentran registradas en el RLCPD un total de 1.255.126 personas con discapacidad (6).

En términos de la respuesta que requiere este grupo poblacional, al reconocer a la persona con discapacidad como un ser biopsicosocial, se le está reconociendo dentro de un entorno sociocultural único. La interrelación entre estos cuatro ejes (biológico, psicológico, social y entorno) permite que la integridad considere –a través de todo el proceso-el proyecto de vida de la persona con discapacidad, y su relacionamiento con el entorno tanto físico como social. Facilita, además, el reconocimiento de la familia y la comunidad como soporte fundamental para liderar la propuesta de vida de su familiar con discapacidad, mediante información y soporte permanente. La corresponsabilidad que tienen el Estado, la familia y la comunidad, permite su articulación con las leyes y normas existentes (5). De este modo, la discapacidad no es un asunto de responsabilidad exclusiva del individuo y/o su familia sino que pasa a ser una situación socialmente problemática y multidimensional, con fuertes implicaciones políticas, económicas, sociales y culturales (2)

Esta perspectiva ampliada de la condición de discapacidad permite que la respuesta desde el Estado y la sociedad sea integradora a partir del diseño de políticas públicas diferenciales de carácter incluyente con esta población. Un primer paso es lograr el registro para la localización y caracterización del total de la población en condición de discapacidad identificada en el Censo 2005, ya que solo se encuentra registrada aproximadamente el 30-35%, y parte del diseño de las respuestas integrales depende del saber cuántas personas se encuentran en esta condición.

Entonces los retos a asumir para poder avanzar en la respuesta para este grupo poblacional tienen que ver primero con la identificación y el registro de la población, con el mejoramiento de los procesos de captura de la información para poder agilizar este proceso de registro y con la disponibilidad de esta información para su consulta por parte del público en general, tal y como lo hacía el DANE en su momento.

En el mismo sentido, el proceso de reformulación e implementación de la política pública de discapacidad debe superar la perspectiva de manejo del riesgo, incorporando estrategias de Rehabilitación Basada en Comunidad como elemento constitutivo de promoción de los derechos de las personas con discapacidad y de la integración en sus comunidades, favoreciendo el desarrollo humano y posibilitando su plena participación en diversos ámbitos de la vida cotidiana; promoviendo a su vez la generación de oportunidades para el desarrollo de las potencialidades humanas y así propiciar la inclusión social de este grupo poblacional.

Referencias Bibliográficas

  1. Organización Mundial de la Salud. Clasificación Internacional del Funcionamiento de la Discapacidad y de la Salud Ginebra; 2001.
  2. Universidad del Rosario-Secretaría Distrital de Salud. Implementación de la política sectorial en salud para la prevención y el manejo de la discapacidad en Bogotá. [Online].; 2007 [cited 2012 septiembre 24. Available from:http://www.saludcapital.gov.co/Documentos%20Discapacitados/RBC/DOCUMENTO...
  3. DANE. Actualización Resultados sobre limitaciones permanentes. ; 2005.
  4. DANE. Censo. ; 2005.
  5. DANE. Información Estadística de la Discapacidad. Bogotá:; 2004.
  6. MSPS. Observatorio Nacional de Discapacidad. 2016.